Economía Economía - 

Banco Mundial prevé crecimiento de 2.5% de la economía de Panamá en 2024

Crecimiento económico de Panamá será el más bajo de Centroamérica si se compara con otros países de la región, según Banco Mundial

Zailary Chavez
Por Zailary Chavez
[email protected]

Según la última edición del informe Perspectivas económicas mundiales del Banco Mundial, la economía de Panamá tendrá el crecimiento más bajo de la región centroamericana para este año. La estimación para Panamá es de 2.5% en 2024, de acuerdo la organismo internacional.

Crecimiento económico mundial

El informe publicado este semana por el Banco Mundial, prevé que la economía mundial se estabilizará por primera vez en los últimos tres años durante 2024, aunque a un nivel débil en comparación con los parámetros históricos recientes.

Según el documento, se anticipa que este crecimiento económico mundial se mantendrá estable en un 2.6 % durante el año 2024, antes de aumentar poco a poco hasta alcanzar un promedio de 2.7% en el período de 2025-26. Esta cifra es muy inferior al promedio del 3.1 % de la década anterior al Covid-19.

CRECIMIENTO ECONOMICO ECONOMIA .jpg
Banco Mundial prevé crecimiento de 2.5% de la economía de Panamá en 2024

Banco Mundial prevé crecimiento de 2.5% de la economía de Panamá en 2024

Panamá con el crecimiento más bajo de Centroamérica

El panorama para Panamá es un tanto desalentador si se compara con otros países centroamericanos ya que para este año la perspectiva de crecimiento es diferente. A continuación las cifras de crecimiento:

  • Guatemala 3.0%
  • El Salvador 3.2%
  • Honduras 3-4%
  • Nicaragua 3.7%
  • Costa Rica 3.9%

Lo cierto es que el mismo informe del Banco Mundial destaca una previsión preliminar para Panamá con un crecimiento de 3.5% para el año 2025 y 4.0 para 2026.

“Cuatro años después de las conmociones causadas por la pandemia, los conflictos, la inflación y la restricción monetaria, parecería que el crecimiento económico mundial se estaría estabilizando”, dijo Indermit Gill, economista en jefe y vicepresidente senior del Banco Mundial. “Cuatro años después de las conmociones causadas por la pandemia, los conflictos, la inflación y la restricción monetaria, parecería que el crecimiento económico mundial se estaría estabilizando”, dijo Indermit Gill, economista en jefe y vicepresidente senior del Banco Mundial.

Sin embargo, recalcó que el crecimiento se sitúa en niveles más bajos que antes del año 2020 y las perspectivas para las economías más pobres del mundo son aún más preocupantes.

“Tienen que afrontar niveles muy elevados de servicio de la deuda, posibilidades comerciales limitadas y fenómenos climáticos costosos. Las economías en desarrollo deberán buscar la manera de fomentar la inversión privada, reducir la deuda pública y mejorar la educación, la salud y la infraestructura básica.

Las más pobres, en especial los 75 países elegibles para recibir asistencia en condiciones concesionarias por parte de la Asociación Internacional de Fomento no podrán hacerlo sin la ayuda internacional”, agregó.

Asimismo, se espera que la inflación mundial se modere hasta el 3.5 % en 2024 y el 2.9 % en 2025.