Nacionales Nacionales - 

Canal de Panamá con menos cruces de buques pero más ingresos

El Canal de Panamá añadió además que la reducción del tránsito ha motivado un aumento considerable del número de barcos que hacen fila para cruzar esta vía

AFP
Por AFP

El Canal de Panamá registró en el último año fiscal una disminución en el tránsito de buques y de carga en relación con el ejercicio anterior, pero más ingresos, según cifras publicadas este viernes. Del 1 de octubre de 2022 al 30 de septiembre de 2023 pasaron por la vía panameña 510 millones de toneladas de carga, según las cifras publicadas por la Autoridad del Canal de Panamá(ACP) en su sitio web. Esa cantidad de carga supone ocho millones de toneladas menos que en el ejercicio anterior.

El número de tránsitos también se redujo, pasando de 13.003 buques en el año fiscal 2022 a 12.638 en 2023, pero los ingresos subieron de 3.025 millones de dólares en 2022 a 3.344 millones el último año. La caída en el tonelaje de carga y en el número de tránsitos ocurre en momentos donde la ACP ha tenido que restringir el tráfico de embarcaciones por la escasez de agua producto del cambio climático y el fenómeno de El Niño.

Por el Canal de Panamá, cuyos principales clientes son Estados Unidos, China y Japón, pasa el seis por ciento del comercio marítimo mundial. La vía panameña, que opera con agua dulce a diferencia del Canal de Suez, se ha visto afectada por el bajo nivel de los lagos de los que se abastece debido a menores precipitaciones. Además, la cuenca del Canal abastece de agua potable a la mitad de los 4,2 millones de habitantes del país.

Canal de Panamá (2).jpg
Canal de Panamá con menos cruces de buques pero más ingresos

Canal de Panamá con menos cruces de buques pero más ingresos

Las restricciones han causado que si antes pasaban unos 39 barcos diarios por el Canal desde este viernes sólo pueden hacerlo un máximo de 22. La cifra disminuirá a 20 en enero y a 18 en febrero, informó hace un mes la Autoridad del Canal de Panamá. La reducción del tránsito también ha motivado un aumento considerable del número de barcos que hacen fila para cruzar esta vía de 80 kilómetros, que conecta el Océano Pacífico con el Atlántico.

La reducción de cruces llevó al Canal a hacer subastas de los pocos cupos disponibles y un buque con gas licuado pagó a inicios de noviembre cuatro millones de dólares para evitar la fila de espera, además del peaje. Para ahorrar agua la autoridad canalera también se vio obligada a reducir el calado de los buques a 44 pies (13,4 metros), dos menos que antes, lo que ha provocado que los barcos lleven menos carga para poder pasar por la ruta panameña.

Recientemente, el administrador del Canal, Ricaurte Vásquez, manifestó que los ingresos por peajes caerían en unos 200 millones de dólares en el año fiscal recién iniciado.