Actualidad - 

Panamá propone a Colombia flujo controlado de migrantes

Canciller panameña declaró la preocupación del Gobierno Nacional ante el aumento en el flujo de migrantes extracontinentales.

Durante una reunión virtual, encabezada por las cancilleres de Colombia y Panamá, Claudia Blum y Erika Mouynes, respectivamente, y con la participación de autoridades de Migración, Seguridad y Salud, de ambos países, además de los embajadores de cada nación, se abortó el tema del flujo de migrantes por las fronteras, en el camino hacia Estados Unidos.

La Canciller panameña declaró la preocupación del Gobierno Nacional ante el aumento en el flujo de migrantes extracontinentales que ingresan por la frontera con Colombia en cifras que pueden ser difíciles de manejar si no se actúa con celeridad y de forma coordinada.

Ante esta situación, Panamá propuso de manera oficial un acuerdo de flujo controlado de migrantes que permita al país asegurar la atención que requieren estos transeúntes, que en su gran mayoría pretenden llegar hasta los Estados Unidos. Este acuerdo seguiría la misma línea del que está vigente con Costa Rica y se implementó en 2016.

“Nuestra intención es poder tener un flujo ordenado y manejable que permita darles la atención necesaria en su paso hacia la otra frontera”, indicó la Ministra de Relaciones Exteriores.

El ministro de Seguridad de Panamá, Juan Manuel Pino, presente en el encuentro, propuso enviar a Colombia una delegación del Servicio Nacional de Migración la próxima semana para acordar cómo se realizaría el acuerdo de entendimiento para el flujo controlado e intercambio de información de los emigrantes en la frontera común.

Según la ministra panameña, esta solicitud de urgencia podrá complementarse con un necesario acuerdo binacional más amplio, que contemple cooperación e intercambio de información y medidas de seguridad, junto con la convocatoria a otros países involucrados en este fenómeno persistente, como Brasil, Chile, Ecuador y Perú, por el sur, y Costa Rica y Estados Unidos, por el norte.

En esta primera reunión se recomendó retomar el Memorando de Entendimiento para la cooperación en la prevención, investigación y control de la trata de personas y para la asistencia y protección a las víctimas, documento propuesto por la Comisión Binacional de Fronteras el pasado mes de septiembre.

Además de la canciller Blum, por la parte colombiana, participaron en el encuentro la viceministra de Defensa, Sandra Álzate; el viceministro de Salud, Luis Alexander Moscoso; el director de Migración, Juan Francisco Espinosa, el general Eliezer Camacho, el comandante Heinar Giovany Puentes y el Embajador Eduardo Burgos.

Por Panamá, acompañaron a la canciller Mouynes y al ministro Pino, la vicecanciller, Dayra Carrizo, la viceministra de Salud, Ivette Berrío; la directora del Servicio Nacional de Migración, Samira Gozaine; el director del Servicio Nacional de Fronteras, Oriel Ortega; el jefe de epidemiologia del MINSA, el Dr. Leonardo Labrador y la Embajadora Liliana Fernández.

Durante el primer trimestre de 2021, han ingresado de manera irregular a Panamá 7,150 migrantes (4,403 solo en el mes de marzo) sin controles previos de bioseguridad, a pesar de la existencia de disposiciones en materia de salud en los países por los que transitan.

FUENTE: Redacción Eco Tv