NACIONALES Telemetro Reporta Chiriquí -  8 de junio 2022 - 18:10hs

Policía Nacional vigilante ante ataque en centros educativos

Los actos conflictivos en centros educativos de David y Bugaba han generado preocupación por lo cual la Policía Nacional se mantiene vigilante.

Jaime Saldaña
Por Jaime Saldaña
jsaldana@medcom.com.pa

Los actos conflictivos y de violencia generados en algunos centros educativos en David y Bugaba han generado preocupación entre padres de familia, educadores y la sociedad en general. Un nuevo acto se registró en un centro educativo en San Cristóbal, en el cual un estudiante hirió con un arma punzo cortante a otro compañero que resultó con una herida superficial, según informes de la Policía Nacional.

Fanny Acosta, dirigente comunitaria, opinó que la problemática viene desde el hogar con la formación que se da a los niños antes de llegar a las escuelas. "Si dejamos que esto llegue a las afueras, allí no tenemos control; lo primordial es enseñarles sobre las conductas desde el hogar", dijo.

Docentes consideran que algunos estudiantes son influenciados por conductas antisociales ignorando las consecuencias de sus actos.

La educadora, Natalia Robeto, manifestó que hay que reconocer que esta situación es producto de la falta de tolerancia que se está viviendo en la sociedad. Afirma que son comportamientos que vienen desde los hogares, en el entorno donde ellos habitan, entonces eso llega a las escuelas.

Recientemente la ministra de Educación, Maruja Gorday de Villalobos, expresó que en conjunto con la policía de menores, los planteles tienen que aplicar los protocolos necesarios para evitar la introducción de armas u objetos prohibidos.

El educador Clemente Santamaría, señala que hay que acercarse a los estudiantes, darles las orientaciones pertinentes para evitar conflictos y que personas facinerosas puedan afectar sus vidas en la parte emocional y hacer lo posible para evitar el consumo de drogas.

El temor en las comunidades educativas es que vuelvan a ocurrir hechos similares que involucren la vida y la salud de estudiantes y docentes. Por parte de la policía se han dispuesto unidades especialistas en menores que estén presentes en la entrada y salida de los planteles educativos para poder reaccionar ante cualquier situación.