Internacionales Internacionales - 

Terremoto en Haití deja más de 2.200 muertos

El terremoto dejó 2.207, anunciaron el domingo las autoridades del país caribeño, donde la ayuda llega lentamente

Redacción ECO
Por Redacción ECO

El número de muertos que dejó en Haití el terremoto del 14 de agosto aumentó a 2.207, anunciaron el domingo las autoridades del país caribeño, donde la ayuda llega lentamente a las zonas afectadas debido a la violencia de las pandillas. La ayuda humanitaria sigue a paso lento.

000_9LF4AM.jpg
Terremoto en Haití deja más de 2.200 muertos

Terremoto en Haití deja más de 2.200 muertos

"Se han encontrado nuevos cuerpos en el sur luego de terremoto. El balance humano de los tres departamentos se eleva ya a 2.207 muertos, 344 desaparecidos y 12.268 heridos", señala el informe de Protección Civil publicado el domingo.

El recuento anterior era de 2.189 muertos tras el terremoto en Haití.

Ocho días después de la catástrofe del terremoto de Haití, continúan las operaciones de búsqueda entre los escombros, pero la posibilidad de encontrar supervivientes disminuye cada hora.

Cerca de 600.000 personas en Haití se han visto directamente afectadas por el terremoto de 7,2 grados y necesitan ayuda humanitaria urgente, según las autoridades haitianas.

Llevar alimentos y agua a los afectados en Haití tras el terremoto es un reto logístico ante los ataques a los convoys de carretera por parte de delincuentes. La ayuda humanitaria se dificulta.

"Tenemos un problema de seguridad en Haití y que es cada vez más evidente después del terremoto", dijo a la AFP Jerry Chandler, director de Protección Civil de Haití.

Desde principios de junio, es imposible transitar con seguridad el tramo de dos kilómetros de la carretera nacional que atraviesa la zona de Martissant, un barrio pobre de Puerto Príncipe, la capital haitiana, y campo de batalla de pandillas.

Dado que la destrucción y los daños son especialmente graves en las zonas rurales remotas, las autoridades haitianas se centran en el reparto de la ayuda humanitaria por vía aérea, a través de un helicóptero de la ONU y ocho aviones proporcionados por el ejército estadounidense.

Un contingente de bomberos y unas 10 toneladas de ayuda humanitaria partieron este domingo desde Brasilia rumbo a Haití para reforzar las acciones de emergencia tras el terremoto que devastó hace una semana el sudoeste del país, dejando más de 2.200 fallecidos.

"La solidaridad es una característica del pueblo brasileño", dijo el presidente Jair Bolsonaro en la base aérea de Brasilia, donde despidió a la delegación humanitaria que viaja a bordo de una aeronave KC-390 Millennium, de la Fuerza Aérea Brasileña (FAB).