Internacionales Internacionales - 

Bolsonaro cuestiona fiabilidad del sistema electoral

Bolsonaro quien busca la reelección, ha señalado en reiteradas ocasiones sin pruebas la posibilidad de "fraude" a través de las urnas electrónicas.

Redacción Eco
Por Redacción Eco

El presidente Jair Bolsonaro volvió a poner en duda este martes la legitimidad del sistema electoral en Brasil de cara al balotaje del 30 de octubre en el que se enfrentará al exmandatario izquierdista Luiz Inácio Lula da Silva, quien lo superó en la primera vuelta.

"El resultado será el que todos nosotros esperamos porque el otro lado (la izquierda) no consigue reunir a nadie. Todos desconfiamos", dijo Bolsonaro en un acto ante seguidores en Pelotas, en el estado de Rio Grande do Sul (sur).

"¿Cómo puede ese tipo (Lula) tener tantos votos si el pueblo no está de su lado?", añadió. "¿Cómo puede ese tipo (Lula) tener tantos votos si el pueblo no está de su lado?", añadió.

El mandatario ultraderechista, quien busca la reelección, ha señalado en reiteradas ocasiones sin pruebas la posibilidad de "fraude" a través de las urnas electrónicas, y hasta ha amenazado con no reconocer los resultados en caso de perder las elecciones.

Sin embargo, había moderado su discurso en el último tramo de la campaña antes de la primera vuelta, el 2 de octubre.

El presidente obtuvo en esa instancia 43,2% de los votos frente a Lula, que se impuso con el 48,4% de los apoyos y es el favorito para la segunda vuelta de las elecciones presidenciales.

Levantando nuevas sospechas sobre el sistema electoral, Bolsonaro pidió a los electores "permanecer en la zona de la sección electoral" donde cada uno vota, "hasta que se determine el resultado".

La ley electoral "prohíbe, hasta el final del horario de votación, la aglomeración de personas (...) a modo de manifestación colectiva".

Jair Bolsonaro 1.jpg
Bolsonaro vuelve a cuestionar la fiabilidad del sistema electoral en Brasil.

Bolsonaro vuelve a cuestionar la fiabilidad del sistema electoral en Brasil.

Organismos y expertos internacionales actuaron como observadores en los comicios, en los que además se eligieron gobernadores y congresistas.

Entre ellos, una misión de la Organización de Estados Americanos (OEA) indicó que la votación "se desarrolló normalmente y en orden", según el Tribunal Superior Electoral brasileño (TSE).