Internacionales Internacionales - 

Ecuador: 6 colombianos detenidos por asesinato de político

El presidente de Ecuador responsabilizó del ataque a miembros del "crimen organizado" y advirtió que "les va a caer todo el peso de la ley".

AFP
Por AFP

Los seis detenidos por el asesinato de Fernando Villavicencio, candidato presidencial en Ecuador, segundo en intención de voto para las elecciones generales del 20 de agosto, son colombianos, informó la policía de este país azotado por la violencia del narcotráfico.

Un presunto atacante que murió tras un cruce de balas con agentes de la seguridad del experiodista es de la misma nacionalidad.

"Todos, incluyendo el fallecido, son colombianos", señaló la policía al ser consultada por la AFP. Previamente, el ministro del Interior, Juan Zapata, solo había indicado a la prensa que los arrestados eran extranjeros.

Tras el crimen cometido, Ecuador decretó el jueves el estado de excepción por 60 días y anunció que recibirá ayuda del FBI para investigar el hecho.

"He solicitado apoyo al FBI para la investigación", dijo el mandatario Guillermo Lasso en la red social X (antes Twitter), agregando que "en las próximas horas una delegación llegará al país".

El estado de excepción permite el patrullaje de militares en las calles y busca garantizar el desarrollo de los comicios.

Villavicencio, de 59 años y de centro que destapó varios casos de corrupción, murió el miércoles al ser baleado cuando abandonaba un polideportivo en el norte de la capital tras un mitin.

Había denunciado la semana pasada amenazas contra él y su equipo de campaña de parte del detenido líder del grupo Los Choneros, con nexos con el cartel mexicano de Sinaloa.

Aplazar el debate

El director de la campaña de Villavicencio, Antonio López, planteó a su vez aplazar el debate presidencial de este domingo.

"El debate debe ser diferido para que cuando nosotros decidamos" el reemplazo, éste "tenga casi similares condiciones de poder debatir" con los otros siete presidenciables, dijo en rueda de prensa.

Lasso responsabilizó del ataque a miembros del "crimen organizado" y advirtió que "les va a caer todo el peso de la ley".

El candidato de los movimientos Construye y Gente Buena era uno de los ocho presidenciables para los comicios anticipados en Ecuador, un país que fue durante décadas un oasis de paz en Sudamérica pero que comenzó a cambiar hace unos años a raíz de vínculos con cárteles mexicanos y colombianos.

La tasa anual de homicidios casi se duplicó en 2022 a 25 homicidios por cada 100.000 habitantes. Las matanzas carcelarias dejan más de 430 reclusos muertos desde 2021.

Fernando Villavicencio.jpg
El candidato presidencial Fernando Villavicencio fue asesinado el miércoles en Quito, Ecuador.

El candidato presidencial Fernando Villavicencio fue asesinado el miércoles en Quito, Ecuador.

El atentado del miércoles dejó también nueve heridos, incluido una candidata a asambleísta y tres policías, según el último saldo oficial.

En el sitio del asesinato han dejado un ramo de rosas blancas y un cartel con una leyenda: "Malditos NARCOPOLÍTICOS pagarán. Por siempre Fernando T.Q.M." (Te Quiero Mucho).

"Estamos de luto, (Villavicencio) era una esperanza de honestidad de nuestro país, un candidato que denunció toda la corrupción de la narcopolítica", dijo a la AFP Ruth Flores, un ama de casa de 65 años.

"Este es un crimen político que adquiere un carácter terrorista y no dudamos que este asesinato sea un intento de sabotear el proceso electoral", añadió Lasso, que decretó luto durante tres días.

El diario El Universo, el principal del país, señaló que Villavicencio fue asesinado "al estilo sicariato y con tres tiros en la cabeza". La policía detonó un artefacto explosivo hallado en el sitio del atentado.

Grave amenaza

El movimiento Construye exigió el jueves la creación de una comisión internacional que investigue el asesinato. "No vamos a permitir que la narcopolítica siga campante y se burle una vez más de la justicia", indicó en un comunicado.

Villavicencio, exmiembro de la Asamblea Nacional disuelta por Lasso en mayo para dar paso a comicios anticipados, aparecía segundo en intención de voto con 13,2%, detrás de la abogada Luisa González (26,6%), afín al exmandatario socialista Rafael Correa (2007-2017), según la última encuesta difundida por la empresa Cedatos.

Estados Unidos,Venezuela, España, Chile, la ONU, la Unión Europea y la misión de observadores de la OEA condenaron el crimen.

"Esas bandas criminales de sicarios llevan ese modelo colombiano, lamentablemente, de asesinatos políticos, de sicariatos, fuera de las fronteras. ¡Cuánto han hecho sufrir a Colombia con el modelo sicarial de los paramilitares, de la parapolítica!", dijo por su parte en un acto oficial el presidente de Venezuela, Nicolas Maduro.

Luisa González y otros candidatos presidenciales como Yaku Pérez (líder indígena de izquierda, tercero con 12,5%) y Otto Sonnenholzner (exvicepresidente de derecha, cuarto con 7,5%) suspendieron sus campañas y deploraron el asesinato.

Como periodista, Villavicencio -un acérrimo opositor del correísmo- develó un esquema de corrupción por el que Correa, quien desde 2017 vive en Bélgica, fue condenado en ausencia a ocho años de prisión.

Después, ejerció como presidente de la comisión legislativa de Fiscalización, donde continuó denunciando casos de corrupción.

Un aspirante a diputado también fue asesinado durante esta campaña electoral, así como dos candidatos a alcaldías antes de los comicios locales de febrero.