Nacionales Nacionales -  6 de abril 2022 - 16:41hs

Digicel solicita al Órgano Judicial liquidación voluntaria

Digicel Panamá solicita al Órgano Judicial liquidación voluntaria ante imposibilidad de operar en un mercado sin libre competencia

Felix Tijerino
Por Felix Tijerino

En un comunicado de prensa Digicel Panamá informó que ha solicitado la mañana este miércoles su liquidación voluntaria ante los Tribunales de Justicia Civiles, según indicaron esto se da como consecuencia de la aprobación, por parte del Gobierno Nacional, de la fusión de Cable & Wireless Panamá (CWP) y Claro, decisión que a consideración de la empresa representa el fin de la libre competencia para el mercado de las telecomunicaciones en el país.

La empresa informó que continuará brindando sus servicios de manera regular a sus clientes individuales y corporativos, hasta que culmine el proceso judicial que oficialice su salida del mercado panameño, donde inició operaciones en 2008.

Digicel Panamá S.A. comunicó la acción judicial a sus cerca de 170 empleados, a quienes agradeció su compromiso, al tiempo que les aseguró que la firma cumplirá sus obligaciones laborales con ellos.

Desde octubre de 2021, cuando se anunció la transacción entre CWP y Claro, la empresa interpuso acciones legales y advirtió de las implicaciones que esta fusión provocaría sobre el mercado de telecomunicaciones, con consecuencias negativas para los colaboradores de Digicel Panamá S.A., sus clientes y la inversión extranjera en general.

La aprobación de la fusión sin considerar los remedios apropiados para los operadores restantes elimina la libre competencia y pone en desventaja a Digicel Panamá S.A., en comparación con las reglas que existían cuando ingresó al mercado en 2008.

Digicel Panamá S.A. reiteró que la aprobación de la fusión representa un conflicto de interés para el Gobierno que actuó como juez y parte al permitir que las empresas fusionadas vayan a controlar el 56% del mercado, con el Estado panameño teniendo el 49% de participación en este nuevo operador dominante.

De esta forma se elimina la verdadera competencia en el sector de telecomunicaciones echando a perder los beneficios que la apertura del sector trajo a los consumidores panameños, como lo refleja que en el país existan 5.6 millones de líneas de celulares activas.

“No es sostenible para nosotros seguir invirtiendo en el mercado”, afirmó el presidente de Digicel Group, Denis O’ Brien, al recordar que la firma pagó US$86 millones por la licencia de operación en 2008, y desde entonces ha invertido más de US$575 millones en un servicio y una red de calidad a consumidores y empresas, además de generar puestos de trabajo directos y cientos de empleos indirectos.