INTERNACIONALES Internacionales -  27 de julio 2021 - 05:37hs

Ciudad en China es devorada por gran tormenta de arena

Un impresionante muro de arena de 100 metros de alto devoró una ciudad al borde del desierto de Gobi en el noroeste de China.

AFP
Por AFP

Una ciudad en China, fue devorada por una gran tormenta de arena. Un impresionante "muro" de arena de 100 metros de alto devoró una ciudad al borde del desierto de Gobi en el noroeste de China, con imágenes que parecían extraídas de un filme de cine catástrofe.

Dunhuang en China, un lugar turístico con una interesante historia como posta de la Ruta de la Seda, desapareció momentáneamente devorada por una nube de polvo y arena a raíz de una tormenta el domingo.

CHINA TORMENTA DESIERTO.jpg
La tormenta de arena llegó de manera abrupta y atravesó la ciudad en cinco o seis minutos en esta localidad de China. AFP

La tormenta de arena llegó de manera abrupta y atravesó la ciudad en cinco o seis minutos en esta localidad de China. AFP

Un residente de apellido Zhang dijo al medio local Jimu News que la tormenta de arena llegó de manera abrupta y atravesó la ciudad en cinco o seis minutos en esta localidad de China.

"No podía ver el sol", dijo, agregando que la ciudad en la provincia de Gansu no sufría una tormenta de arena tan fuerte desde hacía varios años.

"Al principio quedé envuelto en el polvo amarillo de la tormenta, luego se volvió rojo y finalmente negro", continuó.

Dunhuang alberga varios atractivos turísticos incluyendo las cuevas de Mogao, un conjunto de templos budistas decorados con pinturas murales y repletos de esculturas, declaradas por la Unesco como Patrimonio Mundial de la Humanidad en 1987.

Las tormentas de arena son comunes en la región del desierto de Gobi en primavera, pero es raro que tengan lugar en verano, según la agencia estatal de noticias China News Service.

Dunhuang, es un municipio de la República Popular China bajo la administración directa de la ciudad-prefectura de Jiuquan, en la provincia de Gansu. Tiene una población de 130 000 habitantes. Fue una ciudad importante dentro de la antigua Ruta de la Seda.

Según reportes, la policía la policía del área impuso medidas para vigilar a las personas que transitaban por las autopístas de la ciudad, debido a la poca o nula visibilidad debido a la gran tormenta.

La visibilidad fue reducida al menos en cinco metros.

En esta nota: