Economía Economía - 

Panamá: Nueva herramienta permitirá desarrollar actividades bancarias asociadas al ambiente

Amauri Castillo de la Superintendencia de Bancos de Panamá, se refirió al hito especial que constituye el desarrollo de la economía sostenible de Panamá.

Redacción Eco
Por Redacción Eco

Una nueva herramienta que permitirá el desarrollo de actividades bancarias relacionadas con el ambiente fue presentada a la comunidad financiera de Panamá.

De acuerdo con el Ministerio de Ambiente (MiAmbiente), se trata de la Taxonomía de Finanzas Sostenibles, que fue un esfuerzo conjunto liderado por el Grupo de Trabajo de Finanzas Sostenibles de Panamá (GTFS), la Superintendencia de Bancos de Panamá (SBP), la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) y la Superintendencia de Seguros y Reaseguros de Panamá (SSR), en estrecha colaboración con el MiAmbiente y del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

Taxonomía de Finanzas Sostenibles en Panamá

Se informó que la propuesta contó con el apoyo técnico de la Iniciativa Financiera del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Unep Fi) y el apoyo financiero del Fondo Verde para el Clima (GCF) y de la Unión Europea, a través de su programa Euroclima.

Se informó que la propuesta contó con el apoyo técnico de la Iniciativa Financiera del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Unep Fi) y el apoyo financiero del Fondo Verde para el Clima (GCF) y de la Unión Europea, a través de su programa Euroclima.

Correspondió a Ligia Castro de Doens, directora de Cambio Climático, junto a Naira Melgar, directora de riesgos de la SBP hacer la presentación de la Taxonomía de Finanzas Sostenibles de Panamá, que corresponde a un sistema de clasificación que define criterios claros y basados en ciencia para identificar las actividades financieras que contribuyan a la transición hacia una economía baja en emisiones, sostenible, resiliente e inclusiva en Panamá.

Castro enumeró los sectores que están integrados en la taxonomía de Panamá, la misma comentó que este documento sienta un precedente ya que es una de las primeras Taxonomías de la región que aborda con mayor detalle el objetivo de adaptación al cambio climático. Concretamente, desarrolla criterios técnicos de contribución sustancial para las actividades económicas agrupadas en los 11 sectores incluidos en la Taxonomía.

Por su parte, el director de la oficina regional del Pnuma, Juan Bello, agradeció al Ministerio de Ambiente, a través del Ligia Castro, directora de Cambio Climático, punto focal y técnico del Fondo Verde para el Clima, “cuyo liderazgo y coordinación institucional han sido fundamentales para el desarrollo de la taxonomía de la Economía de Finanzas Sostenibles de Panamá. Agregó que se unen al esfuerzo de crear un mercado del desarrollo sostenible".

Bello resaltó que el hito alcanzado representa un paso crucial hacia una economía sostenible, resiliente, inclusiva para el país, para América Latina y el Caribe. “El impacto inspirador que este lanzamiento tiene a nivel regional y global. Panamá se convierte en el tercer país, después de Colombia y México y el primero de Centroamérica en lanzar su taxonomía de finanzas sostenibles”.

Ciudad de Panamá.jpeg
Panamá: Nueva herramienta permitirá desarrollar actividades bancarias asociadas al ambiente.

Panamá: Nueva herramienta permitirá desarrollar actividades bancarias asociadas al ambiente.

Agregó que es la primera taxonomía en el mundo que es apoyada por el Fondo Verde para el Clima; “este logro por lo tanto como ejemplo internacional, de cómo los países pueden tomar medidas concretas para alinear su sector financiero con los objetivos de desarrollo sostenible y el Acuerdo de París”.

La embajadora de la Unión Europea Isabella Mathus se refirió a “la persistente sequía en Centroamérica y las altas temperaturas récord registradas en Suramérica son otra evidencia más de la crisis climática: un fenómeno global y los eventos extremos impactan especialmente a las regiones de alta vulnerabilidad, como la región de América Latina". Advirtió que la región está propensa a amenazas graves, inundaciones sequías e incendios.

La embajadora dijo que las pérdidas por estos daños serán de cien mil millones de dólares por año durante los próximos treinta años. “Por lo tanto necesitamos un fuerte compromiso para reducir las emisiones de CO2 en todo el mundo y así evitar que la temperatura del planeta suba por encima de 1.5 grados. Se requiere, insistió una reforma económica en el sector financiero".

Amauri Castillo de la Superintendencia de Bancos de Panamá, se refirió al hito especial que constituye el desarrollo de la economía sostenible del país. “Es un paso crucial esta campaña de protección del medio ambiente” y resaltó que diversos actores del sector financieros pueden contribuir a este ejercicio. “Hay una necesidad urgente de ajustes en nuestra economía, en el contexto de los cambios mundiales”.

Las taxonomías de finanzas sostenibles tienen entre sus objetivos impulsar la movilización efectiva de capital hacia inversiones consideradas estratégicas para transitar hacia una economía nacional sostenible, resiliente e inclusiva. Además, reducir la fragmentación del mercado y la asimetría de la información, armonización con definiciones internacionales.

En esta nota: